COMO LIMPIAR Y PREPARAR LAS PIEDRAS.

COMO LIMPIAR Y PREPARAR LAS PIEDRAS.

Desde tiempos inmemoriales las piedras se han utilizadas como símbolos de poder, de religión, de sabiduría, de sanación, o simplemente de decoración.

Las Piedras son portadoras de energía, sencillamente porqué son parte de la energía de la Tierra. Y por eso las utilizamos para reequilibrar nuestra energía, sea física, mental o emocional. Es aquí que interviene la limpieza de las Piedras. La energía solo puede fluir a través de materiales limpios. Pero no limpios de mera suciedad como polvo, tierra, o manchita de lo que sea. No. Debemos limpiarlas de la energía negativa que se apoderó de ellas por contacto con personas o cosas portadoras de negatividad. Una buena limpieza hará las piedras más receptivas y más emisoras para conectarse con nosotros. El tamaño no importa, todas las piedras absorben negatividad y emiten buenas ondas, cada una en su categoría.

Limpieza Natural:

Con Agua: Dejar la(s) piedra(s) debajo de un pequeño chorro de agua del grifó de la cocina o del baño durante unos 30 minutos. Podemos potenciar la limpieza pidiendo a quien le agrade (Dios, Universo, …) que se lleve todo lo malo.

Sal Marina: Dejar en un vaso con agua y sal marina disuelta durante toda una noche (mejor en Luna Nueva o Creciente), o todo un día en pleno sol. Enjuagar y secar con paño suave y limpio.

Con Cuarzo Transparente: El Cuarzo Transparente tiene poder natural de purificación. Al estar en contacto con otras piedras durante un día entero, las purifica.

En cualquier caso, una vez terminada la limpieza, coger la piedra (o las) en las manos y masajeándolas pensar y pedir cosas positivas. Nos podemos ayudar también con incienso de limpieza y purificación.

Cómo preparar las piedras energéticas

Después de la Limpieza, hay que preparar las piedras, afín de alcanzar el propósito definido. Y lo mejor es comunicarse con ellas.

Coger la piedra entre las manos, concentrarse en el propósito y visualizarlo, viendo cómo se arregla, se cura, o desaparece, pidiendo a lo Superior que nos ayude en esta empresa.

Si es posible, llevar la piedra encima, en el bolsillo, monedero, en complemento (collar, pulsera, …) siempre lo más cerca del cuerpo para intercambiar energías.

aumentará. Una determinada persona puede sentirla cálida, mientras que otra la notará fría. Aunque piense que no puede beneficiarse de sus propiedades terapéuticas, los cristales son sanadores porque interactúan en los distintos cuerpos (físico, emocional, mental y espiritual) permitiéndonos acceder a la multidimensionalidad que somos. Esto, a su vez, nos permite integrarnos en todos nuestros aspectos.

Cómo guardar las piedras

Algunas piedras pierden su color y su brillo si están demasiado expuestas al sol. Por eso, y para cuidar su fragilidad, guárdalas en un saquito de tela y podrás mantenerlas en perfectas condiciones.

FUENTES: Más Que Salud

Piedras Y Gemas

Cristales





Usamos cookies de terceros para mejorar la experiencia de navegación, y obtener estadísticas anónimas. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies. OK Más información